Share this content on Facebook!
22 Jul 2016
10 más
Abdul Mallik nada para ganarse la vida, aunque en realidad no es un atleta. Todos los días entre semana, a las 9 de la mañana, él atraviesa el río a pie con el agua hasta el cuello, un neumático alrededor de la cintura, y sus zapatos en una mano para evitar que se llenen de fango. Esto es lo que debe hacer el señor Mallik, un profesor de 40 años de edad, para llegar a la escuela primaria donde trabaja, en un pueblo de Kerala. Abdul dice que ver la mirada de sus alumnos hace que valga la pena.  

Los 10
¡Bienvenidos! Hoy os contaré diez historias, que restaurarán vuestra fe en la humanidad.


Una compañía de trenes se detuvo en una remota estación durante los últimos tres años únicamente para...